Clichés Muy Comunes y Aburridos de las Novelas Románticas.

Todo escritor busca la forma de que su libro sea único y con una narrativa que marque pauta, aunque a veces sin pensarlo se tiende a caer en clichés (situaciones repetidas tantas veces por otras personas, que aburren) que solo terminan ahuyentando al lector. Y las novelas románticas no son la excepción, aunque sea u genero muy popular y fácil de leer, aquí están los clichés que debes evitar si estas escribiendo romance.

  • La Inocente Virginal.

La Inocencia y la Virginidad siempre se presentan atadas de manos una a la otra, y es que la mayoría de las protagonistas de las novelas románticas nunca se les conoce novio alguno, u otro tipo de relación que se le parezca. También se le ve siempre insegura de sí mismas, y al conocer al protagonista, como arte de magia, los pretendientes le empiezan a llover.

  • Money, Money, Money

Un tópico que es muy visto en las novelas románticas, es un protagonista joven, fuerte, seguro de sí mismo y con mucho, pero mucho dinero. Sin mencionar que cuando conoce a la chica protagonista, sus celos se incrementa y se vuelve sobre protector.

Este tipo de personaje solo hace ver a la mujer como un objeto de su propiedad, recordándole cada que puede que es de su propiedad, y que si el autor no sabe cómo trabajar este tipo de historias solo termina desvelando lo toxico de esa relación.

  • Un Eros al Máximo

El protagonista de este tipo de historias siempre es presentando, muy contrariamente a la protagonista, como un dios sexual súper experimentado hasta el punto de llegar a se ninfomaníaco, deseando a la chica en todo momento. Además de eso, la protagonista que es virgen e inocente al momento de entregarse, no parece ser tan inocente amoldándose a la forma se tener sexo de su pareja.

Si Pensabas que eso era todo, pues no, un plus dentro de este tópico, esta que siempre el protagonista posee un pasado ciertamente oscuro y oculto a  los ojos de la chica protagonista, que ella deberá desvelar para encontrar debajo de una bestia ruda y dura, un hombre muy gentil.

  1. Cambio Total.

De una forma mágica, el protagonista masculino, aquel que no quería relaciones serias o algún compromiso, al conocer a la chica protagonista cambia por completo. Ella es tan única, excepcional, especial que no la perdería por nada del mundo, y para ello se arrepiente de todo lo hecho y cambia radicalmente.

Como siempre te insto a que si tienes una historia en algún rincón del Internet, la comentes por aquí y encuentres grandes y buenos lectores.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s