Economía en la pareja.

La economía es fundamental en todos los ámbitos y los aspectos, y la relación de pareja no se escapa de esta realidad, ya que como una unidad social, debe de mantener una economía propia de la cual depender, son muchas las parejas donde quien tiene mas dinero es quien decide en lo que se ha de gastarlo, mientras otras se reparten el peso en 50/50 donde ambos colaboran y a su vez son otras las parejas que se reparten los gastos, pero este pequeño articulo quiere explicar los aspectos mas fundamentales de esta economía.

1. Repartir la Carga.

Mayormente, los problemas de esta índole, suele surgir cuando uno de la pareja siente todo el peso sobre sus hombros, lo que genera tensión entre ambos, ya sea por sobre gastos o por que el otro esta retrasado en un pago. Un remedio eficaz ante esta situación es, primero,  realizar un presupuesto juntos donde ambos planteen como quieren gastar el dinero y a donde puede ir mejor destinado, definiendo los gastos que serán fijos (alquiler, agua, electricidad, gas, internet, comida, etc.)

En segundo, recolectar todas las facturas posibles de cada uno de los gastos hechos en el mes, y compararlas con el presupuesto para ir viendo entre los dos, donde se supero el monto y donde se redujo, a fin de hacer un mejor presupuesto al mes siguiente.

2. Cuida como gastas.

Si bien, hace un mes pudo sobrarte una buena cantidad de dinero, que te permitió ir a un concierto, y presionaste a tu pareja para que te acompañara, lo que resultó en que se endeudara para acompañarte ¿Cómo te podrá aportar al 100%, si debe pagar lo endeudad? O ¿Asumirías toda la carga?

Es muy importante observar lo que sucede en el planteamiento pasado, donde uno de la pareja no le importo la opinión del otro ni como estaba su economía, si sucede esto cada mes, la economía del otro puede terminar por romper la relación.

Es bueno siempre que en la pareja haya comunicación,y por sobre todo en estos casos donde la opinión del otro puede vulnerarse, además si se es franco, la otra persona no se sentirá coaccionada u obligada.

3. Los Imprevistos.

A la hora de establecerse, muchas son las parejas que se olvidan de las situaciones fortuitas o imprevistas,  que al ser una pareja pueden llegar a duplicarse. Un ejemplo muy común es el despido de uno de los integrantes de la pareja, donde el otro tiene que asumir la carga completa por un tiempo indeterminado, y puede llegar a fracturar gravemente la  estabilidad emocional de la relación.

Para momentos como estos, es necesario siempre contar con un fondo de emergencia, con el cual la pareja pueda sentirse protegida de imprevistos (Enfermedad, despido, accidentes de alguno de los dos), de esta forma también se sentirán seguros como pareja e individualmente.

Se debe tener ahorrado el dinero suficiente, para poder cubrir como mínimo unos 3 meses de los gastos, y va a depender de tus necesidades y de la cantidad dinero que destines para este fondo.

4. Disparidad de visiones.

En cada pareja existe esta disparidad de visiones, en algunas con más incidencias y en otras no tanto, pero siempre se encuentra el derrochador contra el tacaño extremo, el primero que no mide como gasta su dinero ni tampoco le interesa las consecuencias y el segundo, que mide en extremo las consecuencias, con hincapié en las negativas, a la hora de hacer alguna compra.

Una de las formas para evitar esto, es sentarse en pareja y establecer objetivos comunes, en cuanto a ahorro se refiere (un viaje, comprarse algo, ir a un sitio especifico), con estas metas en común, ambos se regirán mejor a su presupuesto y obtendrán una gran recompensa al final.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s